fbpx
La Voz del Viñatero, logo
loader-image
Mendoza, AR
temperature icon 7°C
muy nuboso
Humidity Humedad: 70 %
Wind Viento: 4 Km/h
Sunrise Amanecer: 8:21 am
Sunset Atardecer: 6:42 pm
18 de mayo de 2024
loader-image
temperature icon 7°C
Cotizaciones:

Oficial: $0.00

Blue: $0.00

MEP: $0.00

mARTÍN hINOJOSA

Martín Hinojosa en exclusiva: “Va a ser un año difícil en cuanto al consumo de vino”

En diálogo con La Voz del Viñatero, el expresidente del INV hizo un balance de su gestión, se refirió a la actualidad y el futuro de la industria, y hasta dejó un análisis de cómo pueden impactar las medidas de Milei. 


 

Martín Hinojosa fue el designado para llevar las riendas del Instituto Nacional de Vitivinicultura durante la gestión de Alberto Fernández. Tras cuatro años de administración, el cambio de presidente motivó su reemplazo por Carlos Tizio pero no así su desvinculación de la vitivinicultura. 

Desde su rol en el sector privado, analizó la actualidad de la industria, dejó las bases del crecimiento para este 2024, hizo un balance de su gestión al mando del organismo y hasta se refirió a la política de Milei y el impacto en la vitivinicultura. 

¿Desde otro rol, cómo analizás la cosecha que se viene y la actualidad de la industria?

Me toca volver al sector privado. Es importante tener las dos miradas, la de la gestión pública y la del sector privado. Empezamos una nueva vendimia, que va a ser mayor a la del año pasado. Para hacer un análisis general, estamos con un stock de vinos equilibrados, tal vez un poquito altos, pero viene una cosecha mayor a la del año pasado. 

El consumo ha caído, como en muchísimas actividades, las bebidas no están exentas. Con lo cual se avecina un año complicado en la venta de vino, que es en lo que más hay que centrarse. Tenemos que vender y exportar mucho vino. En estas condiciones de un mercado interno con poco poder adquisitivo, siendo el 75 por ciento de nuestro consumo, claramente va a ser un año difícil. Pero siempre desde el sector tratamos de que nos vaya bien, de ser esperanzados y ponerle el hombro.

¿Qué balance hacés de tu gestión en el INV?

Yo creo que fue una gestión muy proactiva. El INV salió a la calle, estuvo presente. No solo  fue un fiscalizador, sino también un capacitador. Fuimos parte de la solución y no del problema. Se invirtió muchísimo, en infraestructura, equipamiento, laboratorios. Conseguimos 50 millones de dólares mediante el préstamo de Proviar, que fue inédito, único. Con eso la vitivinicultura accedió a aportes no reembolsables con proyectos reales. Es un hito muy importante. También la creación de un laboratorio estadístico, donde pusimos toda la información del mundo vitivinícola a disposición. Hicimos informes de superficie, de consumo, de exportación, de mercado. Eso permitió al sector tomar mejores decisiones. De nada sirve tener la información guardada, hay que brindarla. 

En poco tiempo cambiaron las reglas de la industria con las medidas de Milei. ¿Cómo pueden impactar?

Creo que hay que darle más tiempo. La vitivinicultura sabe adaptarse a los cambios. Sí hay que estar atentos a no perder los logros que se han conseguido, como la eliminación de las retenciones. Nosotros creamos mucho valor agregado, eso tenemos que cuidarlo. También defender a productores y bodegueros de la importación de vinos, que es legal y viable pero hoy tenemos muchos productores y bodegas y hay que defendernos entre todos. 

Esta gestión tiene la lógica de no intervenir. ¿Cómo se solucionan conflictos como el de bodegueros y productores en cuanto al precio del kilo de uva? 

Las intervenciones son buenas en la medida en la que se consigan resultados. Doy como ejemplo la intervención del INV que consiguió el préstamo de 50 millones de dólares. Cuando la intervención entorpece, no sirve. Hoy los precios de uva están caídos, no como deberían estar. Eso se soluciona con mucho diálogo entre el sector privado pero también con entendimiento del sector público, que tiene que ver con la vitivinicultura. De hecho, con el acuerdo Mendoza-San Juan participa el sector público. En COVIAR participa. La vitivinicultura sabe trabajar con el sector público. No está mal el diálogo y no deberíamos tenerle miedo. Hay que charlar incluso con distintos partidos políticos. 

¿Cuál es la salida a la crisis del sector?

Hay que hacer mucho énfasis en la venta de vino y en la promoción. Va a depender mucho como esté la actividad económica y la macroeconomía, para ver si el consumidor se puede dar un gusto y tomar vino. Es un bien reemplazable cuando no alcance la plata. Por eso hay que tratar de que al Gobierno nacional le vaya bien. 

 

Nota exclusiva para La Voz del Viñatero. En caso de usar el contenido o reproducirlo no olvide citar como fuente a La Voz del Viñatero – www.lavozdelvinatero.com.ar

Tags

Compartí esta noticia:

Noticias relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

¡Manténgase informado! Suscríbase y reciba las noticias más recientes directamente en su correo electrónico o WhatsApp.

¡No se pierda ninguna actualización!»